fbpx

  • Category: Spanish

Cristy Cali

CRISTY CALI

Por Marcella Escarfuller

Morado por todas partes. Esto es lo primero que notas cuando entras a la nueva tienda de Cristy Cali en la calle Magazine, y lo segundo, es que te sientes a gusto. Karen, la administradora de la tienda, siempre te recibirá con una sonrisa de bienvenida, y en ocasiones, la mascota no oficial de la tienda, Mocha, también te podría saludar. Incluso la tienda en sí parece darte la bienvenida con notas de jazmín y lavanda en el aire, y con música alternativa que se filtra suavemente a través de los altavoces. Te sientes como en casa, lo cual era la intención de su propietaria.

“Quiero que las personas se sientan especiales cuando entren en mi tienda”, dice Cali. El cuadro en la parte delantera de la tienda se hizo pensando en eso y en las redes sociales: una cortina de vegetación artificial adorna una sección de la pared, adornada con rosas blancas gigantes salpicadas de pintura morada; un gran trono de cuero negro se asienta sobre una lujosa alfombra morada. El letrero de arriba escrito en luces de neón dice “Estamos todos locos aquí”. “Soy una gran fan de Alicia en el país de las maravillas”, dice sobre la inspiración de la escena. “La canción ‘Painting the Roses Red’ es la razón por la que salpicamos pintura en las rosas, para pintar las rosas de morado”.

¿Por qué tanto morado, preguntas? El morado es el color oficial de la marca, una decisión que Cali tomó muy conscientemente. “El morado es un color de alta energía y buena vibra”, dice ella. “También se conoce como el color del perdón, por lo que es un color muy curativo”.  La elección de la frase “Estamos todos locos aquí” también fue deliberada. “Quiero que todos se sientan bienvenidos en mi tienda”, dice Cali. “No quiero que nadie se sienta intimidado o que piense que no puede comprar [las joyas]. La inclusión es muy importante para mí”. Cada cliente se siente bienvenido. “Es por eso que tengo la silla del trono en lugar de un sofá. Quiero que cada persona sienta que es alguien especial”. Cada detalle de la tienda fue cuidadosamente escogido por Cali. El orgullo que brilla en su voz y su rostro es evidente mientras me da un mini tour.

“La inclusión es muy importante para mí... Es por eso que tengo la silla del trono en lugar de un sofá. Quiero que cada persona sienta que es alguien especial”.

Pero una tienda no estaba en sus planes cuando comenzó su empresa el 1 de octubre de 2012 porque había decidido que nunca abriría una tienda física. “Al crecer entre ventas al público, sentí que no era para mí porque tuve una cierta impresión basada en la experiencia de mi familia y debido a esa impresión, desarrollé esta creencia de que tener una tienda física y estar en el comercio minorista no era lo que quería”.

Así que Cali construyó su marca en línea y solo ofreció ciertas piezas a través de minoristas externos. No fue hasta finales del año pasado que su punto de vista cambió. “Alrededor de agosto o septiembre de 2018, comencé a sentirme agotada”, dice Cali. “Estaba trabajando muy duro y no veía los resultados que quería... Me sentía aislada del mundo y realmente extrañaba el compromiso personal, poder conocer a mis clientes. Además, estaba recibiendo quejas sobre el servicio al cliente en algunos de mis minoristas, lo cual me frustraba porque no podía hacer nada al respecto. Entonces, comencé a preguntarme: ‘¿Qué puedo hacer? ¿Qué está bajo mi control? ‘... Decidí intentarlo para poder vivir mi vida y mirar hacia atrás y decir que realmente hice todo lo posible para tratar de llevar este negocio lo más lejos posible”.

Nacida en Guatemala, Cali se crió entre Centroamérica y Nueva Orleans debido al negocio de exportación de sus padres con sede en el Barrio Francés. Dirigieron un puesto de venta de productos artesanales guatemaltecos en el mercado francés durante 15 años antes de finalmente abrir una tienda. Cuando su madre comenzó a viajar a México fue cuando realmente comenzaron a vender joyas, antes de pasar a la joyería de lleno.

La joyería se convirtió rápidamente en un tema de controversia para una joven Cali, quien sufría con los frecuentes viajes de sus padres, algo necesario para mantener el negocio. “Crecí sin querer involucrarme en absoluto en los negocios de mi familia”, reflexiona Cali. “Me molestaba el negocio porque se iban demasiado, y no quería involucrarme en algo que me los quitara”.

Luego del huracán Katrina las cosas comenzaron a cambiar para Cali. El negocio, como muchos otros en la ciudad, sufrió pérdidas significativas. Los padres de Cali la habían enviado a vivir con amigos cercanos mientras intentaban reconstruir. “Tenía 15 años en ese momento”, recuerda Cali. “Estaba tan infeliz por estar tan lejos de ellos, quería ayudar con el proceso de reconstrucción después de Katrina. Básicamente les rogué que me dejaran volver. Haría cualquier cosa por ayudar. Entonces, me dejaron volver y me pusieron a trabajar”.

Comenzó a trabajar en la tienda barriendo y haciendo tareas básicas. Después su madre comenzó a enseñarle a hacer joyas. “Fue en ese momento que me di cuenta del aspecto creativo del negocio. [Trabajar en la tienda] pasó de ser una obligación a apreciar y comprender cómo podría contribuir de manera creativa al negocio”.

Cali aún recuerda su primera experiencia al ver que uno de sus diseños cobra vida. “Cuando estaba en la escuela secundaria, participé en un concurso de arte y creé un diseño de una flor de lis con un corazón en el medio unido por dos manos, una negra y otra blanca. Después de Katrina, realmente sentí un sentido de comunidad, y esta pieza representa eso para mí... Mis padres lo convirtieron en joya y no lo supe hasta que un día entré en la tienda y lo vi”. Cali comparte que esa pieza se sumará a su propia colección este diciembre, en honor a la apertura de la tienda.

Ver a la gente comprar esa pieza y observar su reacción ante algo que ella creó causó una impresión duradera en Cali. “Eso cambió mi vida por completo”.

Cali desarrolló una visión de lo que podía hacer con las joyas hechas con sus propios diseños, una visión con la que sus padres no estaban de acuerdo para su negocio, así que Cali se aventuró por su cuenta poco después.

Hoy, lo que le molestaba de niña se ha convertido en algo que le apasiona. “Cuando usas una pieza de joyería, quiero que te recuerde por qué la estás usando”, dice. “No lo veo como un accesorio, lo veo como una expresión de quién eres, o algo que significa algo para ti”.

Sin embargo, Cali no se limita a las joyas. Constantemente busca formas de hacer crecer la marca, ya sea a través de asociaciones comunitarias como su campaña de concientización sobre el cáncer de seno con Casting For Recovery, o mediante el desarrollo de nuevos productos. “Estoy empezando a explorar otras áreas fuera de las joyas. Tengo una nueva línea de muñecos vudú y quiero comenzar a hacer bolsos, billeteras, estuches de joyería y algunas otras cosas”.

Su pasión por la comunidad tampoco quedará en segundo plano. “[Un día, me gustaría] comenzar a ofrecer clases de emprendimiento a mujeres en pueblos de América Latina para ayudarles a aprender a usar las redes sociales para vender sus productos y hacer crecer su negocio. Quiero educar y empoderar”.

La curación emocional y espiritual son prioridades para Cali, especialmente al pasar por la experiencia de consolidar su tienda. Ella atribuye gran parte del éxito del proyecto a la ayuda que recibió de sus padres. “Su ayuda con todo esto realmente ha compensado toda la carga emocional que se formó como resultado de que ellos no entendieron mi visión y por todas esas noches llorando porque me sentía incomprendida por mis padres. Este proyecto literalmente ayudó a mi familia a sanar. El negocio es lo que creó el choque, pero también nos ayudó a sanar”.

¿Su pieza favorita en la tienda? Ella no podría elegir una. Señala un collar que se hizo con piedras de turmalina de sandía y su colgante Reina de Corazones--una pieza única, algo que nunca volverá a hacer--. Ella dice que esas son las piezas que más atesora. “Voy a mi estudio, pongo mi música, hago mi meditación antes de comenzar, tengo mi difusor prendido y a mis perros cerquita, a mis pies. Estoy en un lugar ideal cada vez que hago joyas, y tienes que estarlo, porque creo en la curación energética. Alguien va a usar esta pieza, así que necesito estar en un buen lugar [espiritualmente] cuando la hago”.

Cuando me despide con un abrazo, me doy cuenta que ella no se da suficiente crédito. Cali tiene el mismo enfoque para la vida que tiene para las joyas.


VIVA NOLA APRIL-MAY 2021 You can support VIVA NOLA’s mission of connecting communities by donating here. Your support, in any amount, is very appreciated.

Economic Development

The Intersection of Business and Community Impact

The Intersection of Business and Community Impact

  The Intersection of Business and Community Impact By Alejandra Guzmán   Click aqui para español- > La intersección de...

Food

The País Grape, Our Heritage in America.

The País Grape, Our Heritage in America.

The País Grape, Our Heritage in America. By Rebeca M. Pinhas, CSW, CSWS   Instagram @vinomomnola Click...

Pacos Tacos: The New Kids on the Block

Pacos Tacos: The New Kids on the Block

Pacos Tacos: The New Kids on the Block By Cristy Cali     Instagram @drcristycali Click aqui...

Summer Sippin' in new Orleans

Summer Sippin' in new Orleans

Summer Sippin' in new Orleans Bartenders share cocktail recipes to make at home Bars have been one...

Quality: Cheap vs. Expensive Wines

Quality: Cheap vs. Expensive Wines

Quality: Cheap vs. Expensive Wines By Rebeca M. Pinhas, CSW, CSWS    @vinomomnola Click aqui para español-...

The story behind the food we eat on Easter Sunday

The story behind the food we eat on Easter Sunday

The story behind the food we eat on Easter SundayBy Marcella Escarfuller @bubblegumcatering Click aqui para...

Mezcal

Mezcal

Mezcal By Marcella Escarfuller @bubblegumcatering Click aqui para español- >Mezcal Tequila is inarguably one of the most popular spirits...

Chocolate

Chocolate

Chocolate By Marcella Escarfuller Click aqui para español- >Chocolate One thing comes to mind when I think of...

King Cake

King Cake

King Cake By Marcella Escarfuller Click aqui para español- > King Cake The King Cake, named for the three...

Tamales

Tamales

Tamales By Marcella Escarfuller Click aqui para español- >Tamales Aside from family, the one thing synonymous with the...

New Orleans Premier Multicultural Magazine